Parainfluenza

ETIOLOGÍA

Es la principal causa de laringotraqueobronquitis (croup o “tos de perro”), pero con frecuencia produce también infecciones del tracto respiratorio superior, neumonía o bronquiolitis. En inmunodeprimidos (pacientes con las defensas bajas) la infección puede ser particularmente grave y persistente.

 

 

El virus pertenece al grupo de los paramyxovirus y posee 4 tipos distintos según antigenicidad, del 1 al 4, no ordenados por gravedad.

El tipo 1 por lo general produce croup (laringitis obstructiva) en el otoño de cada año.

El tipo 2 se presenta en brotes en otoño, por lo general junto al tipo 1. También produce croup, pero los síntomas son irregulares, menos intensos y menos frecuentes.

El tipo 3 es más frecuente en primavera y verano (climas templados), pero habitualmente se presenta también en otoño. Produce la mayor cantidad de infecciones respiratorias bajas, por lo cual se puede considerar más grave.

 

EPIDEMIOLOGÍA

Ataca todas las edades. La edad más susceptible es entre los 2 y 6 años. Las reinfecciones pueden ocurrir a cualquier edad. En los pacientes con infección primaria (por primera vez) se puede contagiar el virus a otras personas de 3 a 6 días antes del inicio de los síntomas y hasta 10 días después que los síntomas han desaparecido.

 

Se transmite de persona a persona a través del contacto directo y/ o secreciones nasofaringeas.

 

PERIODO DE INCUBACIÓN

El período de incubación va entre 2 a 6 días.

 

PERIODO DE SÍNTOMAS

- tos seca (tos de perro) que suele empeorar en la noche

- fiebre moderada

- dolor de garganta

 

 

EXÁMENES DE DIAGNÓSTICO

El virus se puede aislar de las secreciones nasofaringeas. La sensibilidad de la inmunofluorecencia directa (IFD) es variable.

 

TRATAMIENTO

El tratamiento es sintomático en la mayoría de los casos, con antipiréticos, analgésicos, hidratación adecuada y uso de broncodilatadores en caso necesario.

 

No existe vacuna ni tratamiento específico como en el tratamiento de la influenza. No se utilizan antibióticos.

 

La adrenalina racémica se usa solo en los casos de croup (laringitis obstructivas) severos y bajo supervisión médica.

Los corticoides por vía inyectable, oral o en nebulizaciones han demostrado disminuir la severidad y duración de los síntomas en pacientes hospitalizados con croup moderado o severo.

 

MEDIDAS PREVENTIVAS

La prevención al igual que los demás virus respiratorios, incluye lavado de manos y evitar el contacto con el paciente y su medio ambiente.  

 
 
Páginas de interés
 
 

 

 
 

Referencias: AAP (American Academy of Pediatrics); RED BOOK 2006

 

 

Dr. Diego Aldunate

Pediatra Bronco Pulmonar

Clínica Servet